La Bienal de Cerámica de Marratxí (BICMA) celebra su octava edición

480

Un año tan atípico y con tantas dificultades para las artes no ha impedido la celebración de la octava edición de la prestigiosa BICMA de Marratxí, un certamen de cerámica que se ha afianzado con fuerza en el calendario internacional y ha situado nuestro municipio en el mapa mundial de esta disciplina plástica, reuniendo en un mismo escenario a prestigiosos artistas de todo el mundo, las obras de los cuales fueron seleccionadas por un comité integrado por cinco expertos: dos representantes del Museo del Fang y de la Escuela Municipal de Cerámica, dos ceramistas y una artista plástica.

Este año, el obligado confinamiento durante los primeros meses del año hizo trabajar la imaginación y recurrir al uso de las nuevas tecnologías para conseguir una visita virtual a la exposición de todas las piezas de la BICMA en el Museu del Fang de Marratxí. Así, la tecnología 360° hizo posible que todas las personas interesadas pudieran ver sin salir de casa esta impecable muestra, que formó parte de los acontecimientos programados en la Fira del Fang.

Fruto de esta edición, el Ayuntamiento de Marratxí adquirió dos de las piezas presentadas, en concreto “Gekka”, de la artista japonesa Mame Kato y “Arkadian”, de la española María Oriza.

Posteriormente, la edición del catálogo de la exposición en el mes de septiembre, fue el documento en el cual se recopilaron en dos dimensiones las obras de los 13 artistas participantes, 9 españoles y 4 extranjeros, entre los cuales se encuentran los mallorquines Jaume Roig y Dora Good.

La creatividad de cada una de estas 13 obras se refleja en el catálogo y luce las diferentes técnicas y materiales que han usado los artistas, como por ejemplo el gres esmaltado a 1.260 grados, la arcilla, la porcelana, la pasta de loza o el modelado de plancha con óxidos metálicos; consiguiendo formas, colores, tonalidades y texturas de extraordinaria belleza y gran espectacularidad.